Saltar al contenido
Cruceros por Tórshavn - Pullmantur

Cruceros por Tórshavn

Un rincon turístico en miniatura en el corazón de las Islas Feroe

Tórshavn es la capital y la ciudad más grande de las Islas Feroe, un territorio autónomo perteneciente a la corona danesa. Se encuentra localizada en la parte sur de la costa este de Streymoy, la isla de mayor tamaño de todas las que se incluyen en este archipiélago. Debido a su compleja situación geográfica, apenas se dispone de información acerca de su histórico pasado de carácter medieval. Sin embargo, esta urbe está considerada como el centro político, cultural y de comunicaciones más importante de las Feroe.

En lo que respecta a su relieve, la ciudad se encuentra protegida por dos destacadas elevaciones del terreno. Por un lado, la montaña Húsareyn, en el noroeste, y por otro, la sierra de Kirkjubøreyn, que se halla al suroeste. Entre ellas, discurre el río Sandá, que dibuja a su paso un bello escenario natural danés en forma de valle. Además, se cree que toda la ciudad de Tórshavn creció en torno a la península de Tinganes, el lugar escogido por los vikingos para celebrar sus asambleas y reuniones desde el siglo IX.

En este sentido, se considera que los primeros asentamientos humanos que tuvieron lugar en estas islas se produjeron, de manera paralela, al establecimiento del Parlamento escandinavo en Tinganes, hacia el año 850. Desde ese momento, Tórshavn se convirtió en la capital de las Islas Feroe y así se ha mantenido hasta la actualidad. Además, como curiosidad, en el año 1856, el restrictivo monopolio comercial existente en este rincón turístico fue eliminado y las diferentes islas quedaron abiertas al libre comercio de mercancias.

Descubre los rincones turísticos más importantes de Tórshavn

Una de las primeras construcciones que podrás contemplar en Tórshavn es la sede del Gobierno actual de las Islas Feroe, situada sobre el mismo promontorio rocoso que sirvió como punto de referencia para la población vikinga de este enigmático destino Pullmantur. Se trata de un entorno en el que sobresale un amplio grupo de casonas, con un edificio destacado, el Parlamento de las Islas Feroe, que tiene el título de ser el recinto ejecutivo más pequeño del mundo. En este sentido, este archipiélago que perteneció a Noruega entre los años 1035 y 1816, finalmente fue cedido a la corona de Dinamarca.

Por otro lado, tampocos debes perderte el casco antiguo de Tórshavn, conocido popularmente como Undir Ryggi, que se presenta como un divertido entramado de sinuosos caminos y pequeñas casitas construidas con madera como material principal. Todo este vecindario se salvó de un tremendo incendio que sufrió la zona de Tinganes en el año 1673, por lo que resulta muy interesante que conozcas una antigua callejuela llamada Gongin, que es una avenida bastante estrecha que cuenta con un gran número de viejas viviendas que fueron recientemente restauradas, al menos en su apariencia principal.

Además, otro rincón importante de Tórshavn es su puerto, llamado Vágsbotn, en el que funciona a diario su mercado de pescado y donde podrás observar diversas embarcaciones que se mecen al ritmo de las aguas del Atlántico Norte. Una vez hayas visitado este lugar, podrás trasladarte hasta Havnar Kirka, una especie de pequeña catedral que data del siglo XVIII. Como detalle curioso, en su interior cuelga del techo una maqueta del barco Norske Løve, como muestra de agradecimiento de los supervivientes del naufragio que sufrió esta embarcación original en 1707 y como reflejo de la estrecha unión que mantienen los habitantes de las Islas Feroe con el mar.

En contacto directo con la cultura de las Islas Feroe

Uno de los motivos por los que sobresalen las Islas Feroe, aparte de por su gran cantidad de espacios naturales, es por su amplio abanico de recintos culturales y centros de arte. Uno de los más destacados es el Museo Nacional de las Islas Feroe, que combina a la perfección la historia natural y cultural de este rincón del mundo, a través de diversos ítems que abarcan desde la época vikinga hasta la Edad Media. En su interior, podrás observar una muestra de los bancos de madera originales que se encontraban en la iglesia de Kirkjubøur en el año 1400.

Y no menos importante, desde un punto de vista de interés y relevancia artística, es la Galería Nacional de Arte, que recibe el nombre de Listasavn Føroya. Cuando atravieses sus muros, te situarás frente a diversas obras de dos de los pintores más célebres de las Islas Feroe: Samal Joensen Mikines e Ingálvur av Reyni. Entre los motivos más representados y los escenarios principales de sus óleos te encontrarás con pequeñas aldeas de casas de hierba, escarpados acantilados y curiosas representaciones del mar cuando se muestra más bravo que nunca.

Finalmente, si dispones del tiempo necesario, tampoco olvides visitar la Nordic House, que se sitúa como la institución cultural más importante de las Islas Feroe, con un único y claro objetivo: incentivar los nexos de unión de los habitantes de este lugar con sus vecinos escandinavos a través de diferentes muestras artísticas. Para su construcción se emplearon materiales procedentes de toda Escandinavia, como por ejemplo, el suelo de pino sueco, la mayoría de las puertas de abedul finés, los techos de pizarra noruega y la herrería de un original bronce danés.

Cruceros destacados

X