Saltar al contenido
Cruceros por Seydisfjördur - Pullmantur

Cruceros por Seydisfjördur

Explora los fiordos orientales de Islandia en el corazón de Austurland

Seydisfjördur es una pequeña localidad que se localiza al este de Islandia, a tan solo 27 kilómetros de Egilsstadir, en una interesante zona conocida como los fiordos orientales. A pesar de sus reducidas dimensiones, es un relevante destino Pullmantur, puesto que se posiciona como el principal puerto del oriente islandés. En este sentido, en la actualidad, su territorio se emplaza en el fiordo homónimo y sus conexiones marítimas con Dinamarca hacen de ella un punto de referencia para los viajes en crucero y, sobre todo, para visitar Islandia en profundidad. Además, en cuanto a sus construcciones, Seydisfjördur destaca por sus curiosas casas de madera, algunas de ellas muy antiguas, y por los llamativos colores de sus coquetas viviendas, que son todo un atractivo turístico.

Entre los monumentos más representativos del núcleo urbano de este pueblo se encuentran estas casas típicas y su pequeña iglesia local. Además, en el pasado, hace ya varias décadas, Seydisfjördur se mantenía económicamente gracias al desarrollo de la industria pesquera, aunque, con la fuerte crisis sufrida en los años 80, este sector comenzó a decaer y gran parte de su población se vió obligada a emigrar a otras zonas de Islandia y a su capital, Reikiavik. En relación con este asunto, su reconversión hacia el turismo ha sido bastante satisfactoria, y del mismo modo que sucedió en la cercana Egilsstadir, la puesta en marcha de diversas factorías de producción de aluminio revitalizó su economía de forma sobresaliente.

Una vez desembarques de tu crucero Pullmantur en este puerto de Islandia, comprobarás que se trata de una región perfecta para la práctica de diferentes disciplinas deportivas relacionadas directamente con la naturaleza. Por ejemplo, su fiordo es idóneo para palear alquilando una de las piraguas que se encuentran disponibles en las playas de piedra de la localidad. Además, también es posible reservar bicicletas de montaña para realizar diferentes recorridos entre altos y frondosos árboles. Y si con estos planes y actividades aún no tienes suficiente, muchos de sus visitantes se decantan por el buceo y el submarinismo en una zona en concreto, conocida como el Grillo, que incluye un carguero de petróleo hundido durante la II Guerra Mundial, a más de 40 metros de profundidad.

Lugares imprescindibles para visitar en Seydisfjördur con tu crucero

Uno de los primeros lugares que debes visitar en Seydisfjördur es Skálanes, una granja transformada en reserva natural, localizada en la parte final de los Fiordos del Este islandeses. Para llegar hasta ella, se puede realizar el recorrido en coche, aunque también existe la posibilidad de disfrutar de una agradable caminata, de aproximadamente cuatro kilómetros, hasta alcanzar este entorno. En su desarrollo, observarás impresionantes acantilados y entrarás en contacto con un enclave que te permite investigar e interpretar el medio ambiente y la faceta más cultural de Islandia, al tiempo que mantienes un modelo de turismo sostenible. En su interior, alberga alrededor de 47 especies diferentes de aves durante los meses del verano, junto a renos y focas frente a la costa.

Otros dos atractivos naturales que merece la pena visitar, muy cerca de Seydisfjördur, son las cascadas de Hengifoss y Litlanesfoss, sin duda, incluidos dentro de los rincones más curiosos de Islandia. La primera de ellas, tiene una caida de 118 metros y es la segunda cascada más alta de Islandia. Su terreno permanece repleto de finas capas de barro rojo y sus aguas proceden del río Hengifossá, desembocando directamente en el lago Lagarfljot, cerca de Egilsstaðir. Por su parte, la segunda, queda de camino a la anterior, y sobresale por su reconocible simetría. Además, se ubica muy cerca del lago Hallormstadir, con unas imponentes columnas de basalto que enmarcan su caída de agua. En este entorno, podrás observar alrededor de cuarenta especies de árboles procedentes de diferentes partes del mundo, siendo algunos de ellos los más altos del país.

Por otro lado, tras salir desde el puerto de Seydisfjördur, también podrás dirigirte hasta Mjóifjörður, un fiordo conocido por la imagen del pesquero encallado en una de sus orillas. Una vez te sitúes en esta zona, conocerás la excepcional belleza de esta joya natural aislada. Además, durante el recorrido, contemplarás diversas cascadas, altas montañas y un profundo valle, así como las pequeñas aldeas que se encuentran descansando durante todo el año en el propio fiordo. Sin ninguna duda, en este lugar puedes encontrar el verdadero sentido de la vida en un lugar totalmente remoto, al tiempo que te relajas en la naturaleza más pura, lejos del agobiante tráfico y el frenético ritmo de las grandes ciudades. Como curiosidad, en algunos pueblos de esta región de Islandia apenas viven quince habitantes de manera regular.

Turismo en Islandia: otros rincones imprescindibles en Seydisfjördur

Entre todo lo que hay que ver cerca de Seydisfjördur, cabe destacar la Provincia de los Elfos, un escenario mágico lleno de tradiciones ancestrales. En su espacio interior, podrás disfrutar de excursiones llenas de historias de elfos, al tiempo que admiras imponentes montañas, fiordos y escarpadas costas. Tal es la importancia de estos seres espirituales en el folclore islandés que algunos proyectos de construcción han sido alterados o paralizados para prevenir daños en las rocas que se cree que constituyen sus hogares. Además, los alrededores de Borgarfjörður Eystri, conocidos por su gran belleza natural y sus atractivas rutas de senderismo, también se encuentran apartados del turismo masivo y se considera que, durante mucho tiempo, la reina de los elfos residió en la fortaleza Álfaborg, desde donde controla y vigila todo su mágico reino.

Y desde un punto de vista más cultural e histórico, aunque Islandia nunca ha estado en guerra, Reydarfjördur sirvió como base aliada durante la II Guerra Mundial, y por lo tanto, alberga un completo y entrañable museo, que recibe el nombre de Wartime Museum, dedicado íntegramente a este periodo, con numerosos objetos de interés, un aeropuerto, viejos barracones y pequeños refugios para el almacenamiento de armas. Las exposiciones de este recinto dan cuenta de los días pasados, teniendo tanto en cuenta la perspectiva de los soldados, como de los habitantes de la aldea de Reydarfjördur. En definitiva, abarcan un periodo de aproximadamente 70 años, hasta la década de 1940, el punto culminante de esta contienda de magnitud mundial.

Por último, a la hora de realizar turismo en Seydisfjördur, también debes conocer el Wilderness Center, un emplazamiento auténtico y tranquilo, ubicado justo en el borde de la naturaleza más extensa del norte de Europa. Cuenta con una amplia variedad de servicios, como alojamientos, exhibiciones, paseos a caballo, recintos para la observación de estrellas, excursiones organizadas de una jornada, visitas guidas y traslados a bordo de confortables jeeps. Además, en este lugar tendrás la oportunidad de degustar la exquisita gastronomía islandesa, preparada con absoluto detalle y cuidado con materias primas tradicionales, como la harina para la elaboración del pan. Finalmente, también podrás acceder a su museo sobre la historia de la naturaleza de Islandia, en el que se muestra la lucha de su sociedad por sobrevivir.

Cruceros destacados

X